Voluntad Popular denuncia “detención” ilegal y arbitraria de coordinador regional en Delta Amacuro y reactivación de Plan Siembra

0
148
Juan Figuera, coordinador regional en el estado Delta Amacuro de Voluntad Popular

Desde Voluntad Popular denunciamos ante Venezuela y el mundo que la tarde de este sábado fue arbitrariamente apresado por funcionarios del SEBIN nuestro coordinador regional en el estado Delta Amacuro, Juan Figuera.

Denunciamos que, a nuestro coordinador regional quien es educador y presidente del Sindicato de Educadores SIREDA-FENATEV, el SEBIN le derribó ilegalmente la puerta de su casa y acto seguido le sembró “evidencias” entre las que destacan elementos conocidos como miguelitos. Informamos que en la casa de Juan Figuera solo había material propio del activismo en Voluntad Popular, como franelas de la organización y franelas alusivas a la exigencia de Libertad Ya de nuestro coordinador nacional y preso de consciencia, Leopoldo López, los cuales sabemos el terror que históricamente han generado para el régimen y también fueron incautados.

Esta nueva ola de persecución y encarcelamiento contra nuestros dirigentes y activistas se produce en paralelo al proceso de negociación que transcurre en República Dominicana y al cual asistimos como organización en busca de una urgente solución negociada a la crisis política y humanitaria que lamentablemente vivimos los venezolanos, siempre con nuestra irrestricta voluntad de construir una Venezuela de paz y encuentro entre hermanos. Por el contrario, insiste el régimen en la violencia, la persecución y el encarcelamiento político como único mecanismo para frenar el cambio que hoy millones de venezolanos reclaman en las calles de todo el país, movidos por la desesperación del hambre, la miseria, la falta de alimentos y medicinas y la inseguridad, de las cuales la dictadura y, especialmente Nicolás Maduro, son los únicos responsables. Reiteramos que, si de este proceso de negociación no surgen soluciones para las necesidades de nuestro pueblo, será por la intransigencia y tozudez del régimen.

Denunciamos ante los venezolanos y la comunidad internacional que estamos en conocimiento de que la detención de Juan Figuera es la reactivación del “Plan Siembra” que adelanta la dictadura contra Voluntad Popular para tratar de desprestigiar y neutralizar a nuestra organización mediante montajes de olla burdos que el pueblo venezolano no se cree; sabemos que con estas detenciones en marcha persiguen culparnos de las más recientes protestas por reivindicaciones sociales que se dan cada vez con más fuerza y frecuencia en todo el país. Consecuentes con nuestros valores, principios y convicciones democráticos, y a sabiendas del riesgo que esto implica, los dirigentes y activistas de Voluntad Popular seguiremos acompañando en cada rincón de Venezuela a nuestro pueblo en la exigencia de los derechos vulnerados por una dictadura corrupta, generadora de hambre y miseria; y reafirmamos que no descansaremos en la búsqueda, junto a nuestros hermanos venezolanos, de soluciones que permitan conquistar nuevamente la libertad de Venezuela y el restablecimiento de la democracia.

A todos nuestros valientes activistas: herman@s, sigamos con claridad del lado correcto de la historia, los esfuerzos de años de la dictadura por inhabilitarnos y desarticularnos mediante la persecución, los encarcelamientos infames, los exilios forzados, los procesos judiciales ilegales e infundados y la pretensión de ilegalizarnos no ha surtido ni surtirá efecto. Voluntad Popular más que un partido político es un sentimiento nacional que más pronto que tarde construirá esa mejor Venezuela de paz, bienestar y progreso que nos hemos trazado como objetivo, donde todos los derechos sean para todos los venezolanos y no para una cúpula dictatorial, inhumana y corrupta.

¡Fuerza y Fe que lo vamos a lograr!

En Caracas, a los trece (13) días del mes de enero de 2018.

Voluntad Popular